El morbo de vender bragas… Usadas!

Para los hombres, la ropa íntima de la mujer siempre a sido un objeto de deseo. Ya sea vista de una manera sutil por debajo de una falda o colgada junto a la colada. Es uno de los grandes fetiches que existen.

Pero para una mujer también existe el morbo de vender bragas usadas.

El negocio de vender bragas usadas tiene dos líneas: la del hombre que disfruta adquiriendo estás prendas y la de las mujeres que se sienten deseadas y en una posición de superioridad vendiéndolas.

La primera es más común ya que es un objeto fetiche para el hombre desde siempre.

La segunda, no tan común pero que desde hace poco se a instaurado la moda, y ya es habitual encontrar webs exclusivamente dedicadas a la compra/venta de estas prendas.

El dinero que se puede ganar al vender bragas usadas es un gran aliciente.

De hecho es un negocio muy rentable, a la altura de los shows en vivo por Webcam.

Pero lo mejor de todo es que con este método las mujeres que desean vender su ropa interior encuentran en estas webs privacidad, quedando menos expuestas a posibles encuentros con sus compradores.

Es tan sencillo como crear un perfil, subir fotos, descripción y darle a publicar. Por supuesto si la descripción es morbosa o invita a la imaginación siempre será más fácil vender.

¿Por qué da morbo comprar bragas usadas?

Lo cierto es, que siendo una práctica más común de lo que imaginamos, no suele estar bien visto por la sociedad, tachando de enferm@s a sus compradores.

Internet a ayudado a expandir y potenciar este deseo.

Una persona a la que le gusten las bragas usadas, puede comprarlas sin necesidad de pasar un mal rato o verse en la situación de que estará pensando de mi… Internet proporciona un nivel de seguridad y privacidad sin límites.

Sin embargo es un deseo sexual que no es para nada pervertido.

Las mujeres tienen un olor corporal en sus zonas íntimas que ayuda a la excitación durante las relaciones sexuales. Nuestra amiga naturaleza que es muy sabia…

Que un hombre quiera sentir ese olor mientras se masturba para excitarse no debería extrañarnos en absoluto.

¿Por qué da morbo vender bragas usadas?

A las mujeres les gusta sentirse deseadas. Según conversaciones con mujeres que venden su ropa interior, ellas disfrutan pensando como otros hombres fantasean con ellas, ya sea viendo sus fotos íntimas expuestas en sus perfiles, leyendo sus experiencias sexuales o tratando de conocerlas.

Las bragas usadas es uno más de esos juegos donde las mujeres pueden hacer valer su poder sexual y disfrutar con ello.

Vender bragas usadas es una manera más de sentir placer, además, si a cambio dan un dinero, bienvenido sea!

Y para aportar aún más curiosidad acerca de este gran negocio, en Japón existen máquinas expendedoras en la calle de ropa interior usada.

Deja un comentario

2 ideas sobre “El morbo de vender bragas… Usadas!”

A %d blogueros les gusta esto: